Rótulos y regulación

rótulos y regulación

rótulos y regulación

Rótulos y regulación, lo que tienes que saber

Si estás leyendo esto, probablemente ya tengas decidido hacerte con un rótulo o banderola para tu negocio. Ya tienes claro el diseño que te gustaría poner, está en sintonía con los valores de tu empresa y, además, estás seguro de que, una vez instalado, se va a convertir en un faro para tu futura clientela. También es posible que vayas a abrir un negocio en un establecimiento en el que ya haya un rótulo instalado y te plantees cambiarlo o modificar la parte gráfica del mismo. Sea cual sea tu situación, tienes que tener en cuenta y considerar la regulación para la rotulación vigente en tu ciudad. No es lo mismo instalar un rótulo en Teruel que un rótulo en Almería

Todas las comunidades autónomas tienen un reglamento o regulación que estipula los tipos de rótulos, los tamaños e incluso materiales e idioma en los que se permite o restringe instalar rotulación en fachadas. Esto es especialmente importante en localidades con centros históricos protegidos o de interés cultural como Sevilla, Valencia o Toledo. Este tipo de regulaciones solo pretenden conservar, en la mayor medida posible, la estética y estilo del lugar, es decir, procurar que los rótulos no sean demasiado extravagantes pero que sigan cumpliendo con su función llamativa e informativa. Por otra parte, la mayoría de comunidades con idioma cooficial, tienen políticas que premian o subvencionan aquellos establecimientos que rotulen en el idioma autóctono de la zona.

Y por si no fuese poco, también es importante que te pongas en contacto con los residentes del edificio en el que se encuentre tu establecimiento ¡puede que tengan normativas de obligado cumplimiento! Cúbrete las espaldas y reúnete con ellos antes de tomar alguna decisión que te pueda acarrear una multa.

Para saber con qué requisitos, limitaciones y subvenciones puedes contar, antes de comprar tu rótulo acércate a tu ayuntamiento. Allí te informarán detalladamente de la regulación perteneciente a tu comunidad, para que una vez hayas comprado tu rótulo y lo vayas a instalar, no te encuentres con ninguna sorpresa.